mujeres-del-arte-en-primer-plano

Mujeres del arte en primer plano recoge la propuesta que Lourdes Domenech nos hace en su blog:

Con motivo del Día del Libro, el 23 de abril del año pasado lanzamos el reto #misecundariofavorito con este anzuelo: A los secundarios del cine se les tiene en buen lugar, ¿por qué no a los literarios? Fue una idea repentina que se desarrolló en pocas horas y, aun así, consiguió reunir a un centenar de lectores.

Si en la edición anterior apostábamos por los personajes de libro, en esta ocasión, nos inclinamos por abrazar cine y literatura con el objetivo de dar visibilidad a personajes femeninos de uno y otro ámbito. De ahí que el hastag principal #secundariasenprimerplano se pueda acompañar con los de #cine o #literatura.

Pero todavía hay más. Y es que cualquier idea que se sugiera a Mercedes Ruiz (@londones) cobra otra dimensión. Después de una conversación telefónica sobre el tema, me planteó maridar esta propuesta con la campaña #LasSinFoto. ¿Recordáis? La que nace al calor del 8 de marzo y que aboga por visibilizar a mujeres fotógrafas, pintoras, escritoras, escultoras…

Y de la unión de ambas surge el reto de poner en primer plano a mujeres de la literatura y el cine que en los libros o en las pantallas han desempeñado un papel secundario.

Podéis participar de diferentes maneras: con un mensaje de texto nombrando al personaje y el libro o película; o bien acompañando la mención con una imagen de la portada del libro o cartel de la película; o con una imagen de una cita del libro o fotograma de la película.

¿Os animáis? Hasta el 23 de abril. No olvidéis el hastag: #secundariasenprimerplano #LasSinFoto #cine #literatura

Y éstas son mis elegidas:

  • Para Secundarias en primer plano nomino a DULCINEA DEL TOBOSO la dama de quien está enamorado el protagonista Don Quijote en la novela El ingenioso hidalgo Don Quijote de la Mancha de Miguel de Cervantes Saavedra. Ella nunca aparece en la novela, es un personaje imaginado por Don Quijote que se basa en la labradora, que sí existe, (pero tampoco aparece),  Aldonza Lorenzo.  Siguiendo la costumbre de los caballeros andantes, el protagonista necesita tener una dama a quien encomendarse. Su no existencia y su no presencia se convierten en el motor impulsor de todas las aventura de este peculiar caballero andante, quien en un momento dado dice: “Dios sabe si hay Dulcinea o no en el mundo, o si es fantástica o no es fantástica; y estas no son de las cosas cuya averiguación se ha de llevar hasta el cabo. Ni yo engendré ni parí a mi señora, puesto que la contemplo como conviene que sea una dama que contenga en sí las partes que puedan hacerla famosa en todas las del mundo, como son hermosa sin tacha, grave sin soberbia, amorosa con honestidad, agradecida por cortés, cortés por bien criada, y, finalmente, alta por linaje, a causa que sobre la buena sangre resplandece y campea la hermosura con más grados de perfección que en las hermosas humildemente nacidas”. (Parte II, Capítulo XXXII)

 

  • Para Las sin foto nomino a EULALIA DE ABAITUA ALLENDE-SALAZAR  (Bilbao,1853-1943). Ella fue una fotógrafa española, la primera de la que existen referencias en el País Vasco. Destacó por la calidad técnica de sus fotografías; por recoger las costumbres, fiestas y tradiciones de su época; por el interés social y humano de sus retratos al natural, rompiendo con la práctica habitual de los fotógrafos de centrarse en monumentos y retratos de estudio; retrató las faenas y actitudes de las mujeres dotándolas de protagonismo. Gran parte de su trabajo fue de carácter amateur por ser mujer en su época. Su obra suma más de 2.500 imágenes.

 

  • Para Mi secundario favorito nomino a PONCIA, la gobernanta de La casa de Bernarda Alba interpretada en el teatro por Idoia Merodio en el Laboratorio Teatral de Pabellón 6.  Es un personaje que tiene la misma edad que Bernarda, así como una parecida forma de entender la relación hombre-mujer, la preocupación por la opinión de la gente y el concepto de la moral tradicional. Es la única que tutea a Bernarda y parece tener bastante confianza con ella, a pesar de lo cual ésta le deja muy claro que entre ellas hay una gran diferencia. Al principio, aparece como una mujer trabajadora que se sacrifica sirviendo como un perro a Bernarda, a quien desprecia, para que sus hijos puedan salir adelante. Es una mujer que atesora la sabiduría propia de la edad, de la experiencia y de la intuición. Interviene en las conversaciones, da consejos y advierte a las hijas de Bernarda, sobre las que también ejerce una cierta autoridad, aunque tampoco les tiene un especial cariño: “…treinta años lavando sus sábanas…; comiendo sus sobras… ladro cuando me lo dicen y muerdo los talones de los que piden limosna cuando ella me azuza; mis hijos trabajan en sus tierras y ya están los dos casados, pero un día me hartaré”

Puedes suscribirte a Hautatzen aquí y recibirás cada mes un correo con las ultimas publicaciones. En mi cuenta de Twitter  encontrarás más noticias relacionadas con la educación lingüística y literaria, educación en valores… ¿me sigues?

PrintEmailTwitterFacebookLinkedInGoogle+Pinterest