SundanceTV Amenabar

Ver álbum de fotos @Hautatzen

“En busca de historias” fue el título escogido por Alejandro Amenábar para clausurar el Sundance Shorts Competition 2016 celebrado el 26 de septiembre  en el Museo Guggenheim de Bilbao. La master class del director de cine fue seguida través de Periscope y Facebook Live por más de mil personas y por los trescientos asistentes que dialogaron con él. Hautatzen estuvo presente en el evento invitado por SundanceTV e IgersBilbao.

La sesión comenzó a las siete de la tarde con la proyección de los dos cortometrajes ganadores en España este año: Por no morir nada más vernos, de Carlos Crespo, galardonado con el Gran Premio del Jurado, y Es decir, nosotros, de Cristina García Zarzosa, vencedor del Premio Vimeo® de la Audiencia. A continuación y conducido por David Martos,  subió al escenario Alejandro Amenábar quien contestó durante más de una hora a todas las preguntas del público.

busca-historias-amenabar

@Hautatzen

Hay cientos de razones para seguir el trabajo de este director. Demostró que es un  buscador de historias y confiesa que hace cine porque es el modo de expresar lo que siente y que se ve incapaz de invertir dos años de su vida en un proyecto en el que no crea. Dejó ver algunos retazos de cómo construye sus historias y las lleva a la gran pantalla:

¿Cómo se encuentra una idea? Es algo parecido a cavar en una mina. Se encuentra una veta que se sigue o se abandona. Hay un momento en que hace “clic”. Durante un largo periodo de tiempo estás jugando con ella. Muchas veces es un trabajo de frontón contrastando ideas con otra persona.
El cine es una manera de expresarme. Apasionarme con tener algo que contar. Dar con eso lleva tiempo. Seis películas en veinte años.
El rodaje es donde me siento más yo, donde saco lo mejor de mí. El montaje es jugar con el puzle. Por necesidades de producción no se suele rodar según el guión y en el montaje se produce la magia, se recomponen las piezas.
Trabajo con estructura y calendario. El día que no hemos cumplido con el plan de rodaje es una derrota personal.
Mi relación con los actores ha cambiado. Al principio les mimetizaba lo que quería. Ahora respeto el material humano, trato de no bloquearlos y que se sientan seguros. Con los actores nunca me relajo. Pienso que son como niños, intento que jueguen con sus juguetes con cierta distancia. Agradecen que seas preciso y no divagues.
El cine es una obra colectiva. Cuando las cosas salen bien, el éxito es de todos. Cuando salen mal, echarme la culpa a mí. Son mis ideas…yo cargo con ellas.
Me encantaría hacer comedias. Tengo un poco de chispa. Luego tiendo a cosas más oscuras. No sé por qué.
El éxito o el fracaso, más allá del tema económico, es conseguir hacer la película que tienes en la cabeza.
Cuando haces películas estás viajando, pero cuando miro para atrás hay un trazo común, hay algo sobre la razón, sobre la mente. Juego con la idea del engaño y de despertar nuestra consciencia.
He pasado una travesía en el desierto. No encontraba nada que me atrajese después de Ágora.
Con la que estoy más descontento es con Abre los ojos y más contento con Mar adentro. Regresión trata de los falsos recuerdos. Cómo tu mente juega contigo y moldea tus recuerdos más allá de lo que pensamos.
La gente quiere que le cuenten historias.
¿Las claves para crear una buena historia que funcione?
No. Es difícil. Al contrario que montar en bici. A veces siento que no tengo ni idea y otras que me están dictando la historia sin esfuerzo. No sabría decir dónde están las claves.

Ha sido un placer escucharle y verle en directo. Gracias SundanceTV, IgersBilbao.

PrintEmailTwitterFacebookLinkedInGoogle+Pinterest